Si quieres aspirar a que vuestra ceremonia, además de ser exclusiva se convierta en un regalo, no dudes en leer este artículo.

La decisión de celebrar un matrimonio supone, ante todo una gran ilusión. Afortunadamente, hoy ya no es estrictamente necesario pasar por ello para poder llevar una vida en pareja; incluso formar una familia. Por ello reitero que el motor de todo es la ilusión: desear compartir el cómo se gesta y se genera un recuerdo imborrable; para toda la vida. Sin esta ilusión, todo el proceso de búsqueda y primer contacto con los proveedores y espacios para la celebración, resultaría mucho más que empalagoso.

Al fin y al cabo, suelen ser unos catorce meses de media los que las parejas consumen imaginando, buscando y planificando –desde el día en que se comprometen a casarse hasta el día en que hacen por fin realidad la celebración–.

Los ganadores de la edición 2019, Álvaro y Noelia.

Insisto: ilusión es la palabra exacta. Quienes trabajamos ofreciendo nuestro talento, tratamos de reflejarla en nuestras propias palabras, para comunicar que entendemos el qué y el cómo piensan nuestros clientes; para transmitirles que pueden confiar en nosotros, pues no solo comprendemos esa ilusión, sino que trabajamos siempre para potenciarla. Y llegado el día señalado ellos, no solo no están agotados, sino que viven aquello que tanto han imaginado, del mejor modo posible.

Porque está al alcance de su realidad, gracias al trabajo de quienes estamos ahí.

Es por ello por lo que decidí –hace ya unas temporadas– crear la promoción del catorce de febrero. Porque aquellas parejas que confían en mí desde el primer momento –reservando su fecha para que sea yo quien escriba y oficie su ceremonia– merecen una dosis extra de ilusión. Y todos los años cuando se acercan estos días, hay muchos clientes que aguardan impacientes descubrir el resultado del sorteo de la ONCE del día de los enamorados. Eso a mí me llena; ¡de corazón! Porque sé que los ganadores se llevan una alegría inesperada.

Porque sé que paso a formar parte de todos esos recuerdos imborrables, que guardarán por siempre en el álbum de su memoria.

Luego, cuando el tiempo pase, recordarán las sensaciones vividas en su ceremonia. Y se emocionarán al revivirla, leyendo su texto original. Luego, sonreirán porque además tuvieron la fortuna de ser, todavía más afortunados de lo que estaba escrito en su guión primigenio. Si quieres vivir esta experiencia tan especial ¡participa!

Hablemos sobre vuestra ceremonia
¡Ponte ahora en contacto conmigo!
Contactar
Abrir chat
1
Hola 👋

¿Necesitas más información?
Powered by